es normal que mi perra tiembla despues del parto

Infección de útero en el que en contraste a la piómetra, en un caso así no existe la existencia de un cuerpo lúteo. Con frecuencia se confunde el término endometritis con el de piómetra, que en la situacion de la perra se muestra a lo largo de la etapa lútea del período estral.

En la mayor parte de las perras el articulo parto se muestra con un rápido aumento de la temperatura corporal 24 h tras el parto y si esto continúa una semana posterior, la oportunidad de una metritis ha de ser considerada.

Cuidados de la madre tras el parto

A lo largo de las primeras horas la madre no deseará dejar a los bebés y posiblemente debas obligarla a salir o cargarla a fin de que realice las suyas pretensiones. Proporciona agua y pequeñas porciones de alimento, pero no le fuerces a comer si no desea llevarlo a cabo. O sea habitual en el transcurso de un par de días, siempre y cuando no la aprecies enferma. Aun es posible que vomite ciertas placentas que ingirió. Deja de preocuparte de ahí que, pero retíralas enseguida a fin de que no las vuelva a comer. Asimismo su materia fecal puede alterarse; tiende a ser mucho más blanda y obscura que lo común a lo largo de una semana.

Es habitual una secreción vaginal a lo largo de unas tres semanas. Es de color castaño o rojizo y tiene exactamente la misma viscosidad de la clara de huevo. Si en algún instante notas que es oscurísima, que tiene coágulos de sangre o pus o que tiene un fragancia desapacible solicitud con el veterinario inmediatamente. Estos géneros de secreciones, tal como una temperatura rectal mayor a los 39ºC, tienen la posibilidad de señalar una infección a tratar de forma rápida.

La madre precisa un pienso de alta energía

Una opción alternativa perfecta sería un pienso elaborado para alta actividad o “alta energía”, siendo el pienso para perros chiquitos otra buena opción, en tanto que es muy conveniente para hembras en el último tercio de la gestación y a lo largo de la lactancia. Un alimento bajo en energía causará en una pobre producción láctea y una disminución de peso esencial para la perra.

¿A qué unas partes del cuerpo de mi perro tienen la posibilidad de perjudicar a los temblores?

Los temblores tienen la posibilidad de perjudicar a todo el cuerpo del perro o solo ciertas secciones del mismo:

Fiebre postparto:

)

Es muy normal que la madre tenga fiebre baja a lo largo de los un par de días tras el parto. No obstante deberás inquietarte si la fiebre es mayor a los 39ºC, o si por contra notas a tu perra hinchada o deprimida ya que todos estos tengan la posibilidad de ser signos de retención de ciertas placentas, o de una infección uterina consecuentemente de la desaparición de entre los perros chiquitos.

Es muy normal que la perra presente fluído vaginal tras el parto. La limpieza habitual del útero puede perdurar hasta 8 semanas. Esta descarga tiene un aspecto comunmente rojizo oxidado o aspecto cobrizo verdoso. Resulta verdaderamente alarmante en el momento en que la descarga se muestra con apariencia de pus o tiene un fragancia fuerte que pudiese ser un signo de retención de la placenta y/o infección del útero (metritis).

Deja un comentario