por cuentos años se multiplica los años de perro

La regla mucho más conocida para calcular la edad de un perro en años humanos es multiplicar su edad por 7, pero ¿de dónde viene esta regla? ¿Es alguna?

Hay patentizas de que el hombre intentó calcular la edad de los perros desde el siglo XIII. Una inscripción en el Cosmati Pavement de Westminster Abbey, del año 1268, apunta que un año humano es semejante a 9 años de perro. Después, en los años 50, fue en el momento en que se popularizó la regla de los 7 años. Hablamos de una regla lógica, ya que entonces la promesa de vida de un humano rondaba los 70 años, y la de un perro los diez años

De qué forma calcular la edad humana de un perro

Es muy posible que hayas oído en algún momento que un año de perro equivale a siete años de persona. Es un concepto muy popularizada pero que no se corresponde con la verdad según apuntan los especialistas en la materia.

Los perros y los humanos envejecemos a velocidades distintas, pero en los propios perros asimismo podemos encontrar variantes. Los perros pequeños avejentan a distinto ritmo que los mayores.

Promesa de vida

Un aspecto común entre el campesino y los humanos, es su promesa de vida. Ya que un campesino vive de media 12 años, y un humano unos 70 años. Del mismo modo, si un cachorro empieza a tener los primeros dientes a las siete semanas, esto equivale a los 9 meses de un humano.

La única diferencia precisamente percibida es que las etapas de pubertad canina se generan a mayor agilidad. En lo que se refiere a los 5 años, un perro está ahora en medio de una madurez humana.

¿De qué manera se calcula la edad de los perros de manera equivocada?

Seguramente has escuchado en más de una ocasión que los años de un perro se calcula multiplicando su edad cronológica por 7. Esta técnica posiblemente dé una edad aproximada en determinados instantes de la vida de ‘un perro. Por poner un ejemplo, a los diez años, si tiene la posibilidad de tener unos 70 humanos. Charlaríamos de madurez tanto al perro como a la persona.

No obstante, esta regla no es válida en otros instantes de la vida del animal. Por poner un ejemplo, el perro consigue la madurez sexual antes del año de vida, que correspondería a los 7 años de vida de un individuo. Como veis, aquí este cálculo carece de sentido, en tanto que los 7 años humanos es la edad de un niño.

Deja un comentario