por que los perros se ponen de espaldas al dueño

Los perros saben señalar de manera muy gráfica la sumisión a otro perro. La expresión «sumisión» debe tomarse literalmente. Un perro que desea eludir probables discusiones, exhibe su inferioridad y desprotección en oposición al atacante. En ciertos casos extremos, en cuanto al resto muy comunes, el perro se echa de espaldas, levanta un tanto las patas y ofrece el cuello y el vientre al animal contrincante. En el combate entre 2 perros, enseñar sumisión piensa una humilde oferta de paz. Por lo relacionado a la relación con la gente, este ademán puede estar asociado con el deseo de recibir muestras de cariño. Un perro que, frente nuestra presencia, se pone de espaldas, no solo nos comunica que no posee intención de realizar nada malo, sino asimismo desea que le mostremos nuestro cariño. ¿Y de qué manera probamos que lo hemos comprendido?, ya que acariciándole el vientre. Así mismo tan fácil se puede ofrecer el comprensión entre perro y persona.

Con la barriga contra el suelo

En ocasiones por culpa del calor, en ocasiones tras un esfuerzo físico, ciertos perros terminan durmiendo con la barriga apoyada en el suelo. Tienen la posibilidad de tener o no tirones las patas. Más allá de la lozanía que consiguen, los especialistas aseguran que lo forzado de esta situación es un problema para el reposo profundo y terminado.

Una situación que afirma varias cosas

La situación que nuestro perro adopta pertenece a su lenguaje corporal y, en un caso así, nos puede estar diciendo 2 cosas bien distintas ; Llena seguridad y relajación o sumisión, si bien asimismo tienen la posibilidad de llevarlo a cabo por otras causas.

En el momento en que están relajados; Pertence a las posiciones en las que se sienten mucho más cómodas y acostumbran a llevarlo a cabo en el momento en que están descansando en un espacio donde se sienten bien y confiados, en un espacio seguro donde saben que absolutamente nadie les dolerá y no han de estar en alarma.

¿De qué forma descansa el perro?

Una investigación declara que la distribución de posiciones refleja una hora cada día que pasan sentados en frente de 16 que pasan a las distintas posiciones de tumbado. En la mayoría de los casos, un perro pasa el 50% del tiempo en víspera y el 50% durmiendo. Los perros detallan una pluralidad de hábitos de reposo, introduciendo la posición de sentarse, acostarse, continuando alarma, sueño de onda lenta y sueño REM (rapid eye movement).

Deja un comentario